Ondina Pilca

15 de septiembre de 2017

Concretar sueños: accionar, ganar y perder.

Siempre tuve muchos sueños. Algunos los concreté, otros no.
Al pasar del tiempo y mirar atrás, me doy cuenta que algunos de mis sueños no realizados, han sido solo eso, sueños. Tal vez por miedo, por limitaciones en mi personalidad no superadas, o porque tal vez no me creí merecedora o capaz, entonces me quede soñando, creyendo que así llegaria esa meta, que terminó como dicen por allí, en una mera ilusión.
Les puedo hablar de uno que si concreté recientemente: HACER VIDA EN PAREJA.
 
Y cuando miro el trabajo personal de amor que tuve que hacer para lograrlo, todo lo que tuve que soltar, las perdidas que tuve que duelar, todo lo que tuve que dejar atrás, a lo que me tuve que enfrentar, el coraje y la valentía que necesité, etc. concluyo que los sueños necesitan en grandes cantidades, lo que dice la frase del inicio: DETERMINACIÓN, DEDICACIÓN, AUTODISCIPLINA Y ESFUERZO.

Cuando me paseo por las redes sociales, me encuentro con tanto mensaje que puede prestarse a tan malas interpretaciones, que me atreveria a decir (una opinión muy personal), que hay gente que se hace llamar "motivador", "terapeuta", "coach", etc. y es como si le dijeran a la gente que todo se lo MERECE SIN NINGUN ESFUERZO, QUE CON SOLO SOÑAR PODRÁN ALCANZAR SU SUEÑO, QUE SE DEDICAN A MOSTRAR SOLO EL RESULTADO Y NO EL CAMINO, ENTRE OTROS LLAMADOS AL FACILISMO Y LA INACCIÓN.

Todo sueño implica TRABAJO, ya sea personal o profesional. 

Para poder concretar mi sueño de pareja, tuve que enfrentarme a lo que me trajo cada maestro (parejas anteriores) que me iban mostrando por donde iba interiormente, y que luego era motivo de trabajo en terapia. Fueron años de trabajo interior, para superar mis temas relacionales. Y yo me encuentro con gente que cree que con tres sesiones de terapia, llegará el principe azul, y no solo eso, sino que ese príncipe les cumplirá todos sus sueños.
Yo les digo: tal vez te consigas al príncipe, pero TÚ TRABAJO CONTINUARÁ CON ÉL y más contundente que nunca, porque será principe solamente por los primeros meses, pero luergo se te convertirá en el maestro que necesitas, para CRECER.
Lamentablemente hay mucha gente super frutrada, porque creen que con solo soñar e imaginar, llegará lo que están esperando, y no tienen la consciencia de que lo importante de los sueños, no es el sueño en sí, sino la transformación que sufrimos internamente caminando y accionando hacia ellos.
A mis amigos colegas: seamos responsables al entregar información que tal vez pueda ser mal interpretada (aunque a veces escape de nuestro control lo que interprete la gente). A mis pacientes: recueden que este trabajo es para toda la vida, no significa que al cumplir el sueño haya algún "FINAL FELIZ" con la frase The End como en las películas. El cumplimiento de un sueño es el inicio de otra etapa de aprendizaje, y para crecer hay que pasar de la teoría a la práctica cada día.
Recuerden siempre: no se puede pretender cumplir un sueño, sin trabajo, esfuerzo, dedicación, compromiso. Tampoco se puede pretender que lograremos algo y todo quedará igual: TODO CAMBIARÁ. Ese cambio traerá ganancias, pero también muchas pérdidas, se morirán y nacerán personas, relaciones, formas de pensar, de actuar, entre muchas otras cosas más.
Un sueño, trae cambios y un cambio implica movimiento interno y externo.

Has nuestro próximo encuentro!


©2017 • Desde Santiago de Chile